aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Juan José Rodríguez

Ensayos, novelas y el acontecimiento del año


06 de enero de 2013

De los libros que he leído en este pasado 2012 en narrativa y ensayo, a continuación hago un breve recuento personal:

ENSAYO: Ideas, Historia intelectual de la humanidad, de Peter Jackson, (Editorial Crítica, Barcelona). Un libro inmenso -1420 páginas- que se puede leer como una vasta novela sobre la historia del pensamiento. Lo que en su momento fue Cosmos para la difusión de la Astronomía y la física puede ser este libro para la filosofía y la historia. Sobre todo, revela detalles prácticos de hechos poco conocidos y, a otras ideas ya establecidas, les da el toque de la óptica surgida en los últimos y cambiantes 20 años de la humanidad.

Entre ensayistas mexicanos destacan Luigi Amara con La escuela del aburrimiento, (Sexto Piso) y La Fábrica del Lenguaje S. A, de Pablo Raphael, premiada y editada por Anagrama en 2011, aunque su mejor difusión y comentario fue este año. El libro de las explicaciones, de Tedi López Mills, (Almadía) es otra opción.

NOVELA: La ciudad que el diablo se llevó, del escritor regiomontano David Toscana, actualmente radicado en Polonia. Una reconstrucción de los años de guerra en Varsovia, durante la ocupación nazi y la posterior hegemonía soviética. La vida de los habitantes, polacos en su mayoría, es narrada con una destreza narrativa así como recreado el infierno cotidiano que enfrentaron.

David Toscana dice que esa novela no podría haberla hecha un polaco porque ellos ya tiene tiempo residiendo ante ese pasado: sólo a él, como extranjero, se le pudo desarrollar esa pulsión: “al llegar a mi primer departamento en Varsovia, me sorprendió una placa que decía que ahí habían fusilado a 300 polacos. Luego vi una placa similar en unas calles después. Y luego otra. Dios mío, me dije, esta ciudad es un cementerio y de ahí nació la historia”.

Otras novelas destacadas: Canción de tumba, de Julian Herbert (Mondadori): el panegírico -dicho en el sentido real de la palabra como un discurso dicho sobre una tumba- que define a una generación. La distribución más amplia fue hasta 2012.

Teoría de las catástrofes, de Tryno Maldonado, editada por Alfaguara, narra el conflicto de la APPO, Ulises Ruiz y demás entelequias que estremecieron no solo a Oaxaca, si no toda una nación. La novela política es una rara escasez en un país tan politizado como el nuestro.

La torre y el jardín, de Alberto Chimal (Oceano). La prosa de Alberto Chimal siempre ha tenido garantía en su rica imaginación y malicia.

Dos novelas extranjeras llamaron mi atención: El abuelo que saltó por la ventana y se largó, del sueco Jonas Jonasson (Salamandra): una historia divertida que es un repaso jocoso de las tragedias del siglo XX.

Sukkwan Island, de David Vann, editado por Alfabía, (España) Novela rara y rara de conseguir que ocurre en las regiones remotas de Alaska y con un encuentro-desencuentro entre padre e hijo.

Por costumbre, quisiera enumerar en grupo algunos textos destacados realizados por mujeres en este campo: las damas siempre deben tener su propio sitio.

Me llaman la tequilera, de Alma Velasco; Tela de seboya, de Miriam Moscona; Manual para enamorarse, de Monica Lavín y El mal de la taiga, de Cristina Rivera Garza.

No era mi intención analizar la poesía, pero es necesario recordar la relevancia:

Poesía reunida, de Juan Gelman, compilada en Seix Barral.

CODA: “El caso Echenique”, si bien terminó en un linchamiento mediático, a veces injusto y excesivo, puso al día la discusión sobre los derechos de autor, el respeto a los contenidos en Internet y el papel de las universidades públicas como garantes de ciertos valores: no es justo que una universidad premie a un autor cuyo desempeño está en tela de juicio por “copiarle” a sus compañeros.



PUBLICIDAD