aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800



Cintia Angulo

Para asegurar la soberanía energética



ARTÍCULOS ANTERIORES

01 de marzo de 2012

cintia.angulo@crn.alstom.com

Sin pretender defender o proponer la integración de una política energética a favor de la utilización de la energía nuclear, es claro que en este momento en México no se puede refrendar una práctica que esté centrada en 40% en centrales térmicas con base en combustible de gas natural que además es importado en una buena cantidad.

Basarse en gas importado pone en juego muchas cosas: entre otras está la independencia energética y la seguridad nacional pero, además, no se puede llegar a resolver el principal problema que implica la producción de electricidad: la emisión de contaminantes.

Hoy por hoy sabemos que el sector eléctrico es el que más contamina junto con el del transporte y se requiere tomar medidas que permitan bajar las emisiones.

Para resolver las premisas de una política energética sustentable se necesita analizar cómo llegar a una mezcla de energías que asegure el abasto en calidad y precio pero también que ayude a cubrir los objetivos de bajar emisiones, mejorar el suministro y garantizar la independencia energética usando mejores tecnologías.

Hoy, con los compromisos legales que hay (que incluye una nueva normatividad ambiental), no se puede excluir lo nuclear como parte de esta mezcla de combustibles.

La energía nuclear, como opción económica, es viable frente a los compromisos y las leyes ambientales donde se tiene que obligar a las empresas a llevar a cabo una baja en las emisiones y cualquier tecnología que no contamine se tiene que meter.

Ojo. Lo nuclear es mucho más competitiva siempre y cuando el resto de las tecnologías, incluyendo al gas natural, agreguen la tecnología que se requiere para bajar las emisiones

Además de las cero emisiones también hay que tomar en cuenta que económicamente es competitiva y comparando lo nuclear frente a otros combustibles, nos vamos a dar cuenta de que lo nuclear es la tarifa más competitiva.

El falso debate aduce que es largo de construir un proyecto nuclear y además es costoso porque la movilización de capitales es inmensa y es la tecnología más cara que hay, eso dicen los opositores, sin embargo, en el caso de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), es parte del despacho básico. Es de las primeras centrales en ser despachada.

Hay una gran competitividad del kilowatt hora de las centrales nucleares y compiten con cualquier tecnología y además es cero emisiones. Luego entonces la opción nuclear es la única forma para llegar a la sustentabilidad en el largo plazo.

Hay que tomar en cuenta que en este momento hay la tecnología y la historia que demuestra que los países que han optado por utilizarla tienen un despegue económico de largo plazo, de manera sustentable, históricamente hablando son naciones con una gran solvencia.

Es tan importante la opción nuclear que al menos en países occidentales está en la agenda de los discursos de cualquier candidato presidencial, incluso es tema de campañas, porque es la llave para hacer sustentable el desarrollo económico porque te lleva a una tarifa eléctrica tan baja.

Lo importante en la electricidad, ya sea en los hogares o en las industrias, es que sea tan baja que permita que sea un insumo básico. La industria mexicana es minería, es aluminio, cemento y los grandes consumidores han perdido la competitividad nacional e internacional a causa de que el precio del kilowatt/hora no es tan bajo como lo necesitan.

Como país lo importante no es el origen de la energía, puede ser renovable, hidroeléctrica, gas natural o carbón, incluso nuclear, pero se necesita que sea de bajas emisiones, de bajos costos y permite crecer a la economía.

Lo importante es tener el kilowatt/hora más competitivo y la única forma de hacerlo es con tecnologías.

Lo nuclear combina con las leyes medio ambientales, funciona con los compromisos y además es la tarifa más competitiva, cuesta prácticamente lo mismo que el gas natural pero con la diferencia de que no contamina, no tiene emisiones.

La competencia futura es entre combustibles a las que se debe de agregar también la necesidad de capturar las emisiones, de otra forma, generando de manera irresponsable con el medio ambiente, es más barato cualquier otra opción.

Incluso hay un aspecto poco explotado relacionado con la eficiencia energética a partir de las centrales eléctricas nucleares y es el perfil tecnológico que tiene la CFE. Luego de la modernización de su central nuclear será Laguna Verde una de las mejores centrales del país, con costos muy bajos y sustentable en el largo plazo.

 

*La autora es presidente de Alstom Mexicana



Editorial EL UNIVERSAL Cuidar al DF de la violencia


PUBLICIDAD