aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Nombres, nombres... y nombres | Alberto Aguilar

Negocian refrescos con SHCP y Salud compensación por IEPS, reputación el mayor costo y estima ANPRAC avance de 1.5% en 2015

Nació en la Ciudad de México. Estudió Economía en la UNAM y ha sido periodista desde hace 35 años. Ha tomado innumerables cursos de especi ...

Más de Alberto Aguilar


*Remueven a Ripol de Programa Vacacional El Presidente por malos manejos, acciones penales, McCarthy quizá implicado y asume Camargo; CANACAR con SCT para que EU cumpla en transporte; almacenadoras con SAT y con textil-calzado

Lunes 11 de mayo de 2015

SI BIEN LOS números en recaudación son favorables, queda claro que la “reforma fiscal” ha achatado más en los últimos meses el poder de compra de los mexicanos.

En la práctica las medidas de SHCP que comanda Luis Videgaray y que fueron avaladas por el Congreso pegaron al causante cautivo sin acotar la informalidad.

La IP a través del CCE que lleva Gerardo Gutiérrez Candiani no ha quitado el dedo del renglón para que las autoridades realicen algunos cambios al entorno impositivo.

Un rubro que no descarta un replanteamiento al IEPS que se les impuso es el del refresco, máxime las dificultades del 2014.

A estas alturas el golpe al consumo, que lastimó al que menos tiene, ya se absorbió y lo peor es que la medida no ha funcionado para acotar la obesidad.

Recién Mercedes Juan de Salud reconoció que el IEPS a los refrescos sólo ajustó de 8 a 16 calorías diarias la ingesta promedio, lo que es marginal en la dieta de 3 mil 24 kilocalorías (Kcal) del mexicano.

Al final se castigó a otras categorías como higiene personal, para mantener el gasto en un producto muy arraigado en nuestra dieta por un tema cultural.

La industria vía la Asociación Nacional de Productores de Refresco (ANPRAC) estima que para sus 99 miembros, entre ellos los embotelladores, el daño más importante fue el de su reputación.

Obviamente no se descarta poder desaparecer el IEPS en su contra, pero la industria fue satanizada como generadora de la obesidad, a riesgo de que a futuro se le imponga mayor sobreregulación.

La ANPRAC es encabezada desde de marzo por Gilberto Maldonado mandamás de Peñafiel. Su posición la ocupa como independiente dada la supremacía de Coca Cola y PepsiCo en esa agrupación.

La asociación que acaba de cumplir 70 años de historia también tiene un nuevo director en la persona de Jorge Terrazas.

El renovado equipo ya ha mantenido conversaciones con la SHCP y Salud para encontrar de forma simultánea algunas soluciones que permitan compensar a la industria el golpe impositivo y reputacional.

Las revisiones son aún preliminares y se hace ver que el problema de la obesidad es un tema multifactorial que no puede atribuirse sólo al refresco.

La industria ha hecho un esfuerzo para diversificar su portafolio y el 37% del volumen que se maneja ya es de bebidas bajas o sin calorías y agua embotellada.

El consumo per cápita de refrescos calóricos en México es de 400 mililitros diarios, lo que supone 168 Kcal o sea el 5.6% de la dieta cotidiana.

Esos negocios también han eliminado la publicidad dirigida a menores de 12 años y no venden carbonatados en primarias y secundarias.

Con todo, aún hay refrescos en muchas escuelas, esto por decisión de las cooperativas y por la ausencia de bebederos, ya que de la recaudación lo destinado a mejorar esa infraestructura es marginal.

Igual se menciona que este negocio es de los que más promueve el deporte con 4 mil competencias anuales que alcanzan a 26 millones de consumidores.

En el refresco los dos principales protagonistas son Coca Cola que lleva Francisco Crespo y PepsiCo a cargo de Pedro Padierna. Además de Peñafiel, hay marcas regionales como AGA de Jorge García Arce, Jarritos que en parte también la maneja la tapatía, Fersan de Gerardo Fernández o Jarochito de Alejandro García Beltrán, entre otras.

La industria opera 122 plantas, 45 centros de distribución y una flota de 35 mil vehículos. Da empleo a 135 mil trabajadores.

Cada año invierte unos 600 millones de dólares, su producción equivale al 1.1% del PIB y el refresco es el 1.09% del INPC y 3.27% de la canasta básica.

Según la ANPRAC sus ventas crecieron 1.5% en 2014, mismo porcentaje que se estima se logrará este año.

Así que en el negocio de refrescos no se conforman con el IEPS que se les impuso y menos al estigma que se ha impulsado en su contra.

RESULTA QUE GUSTAVO Ripol, quien fungía como titular operativo del programa vacacional de Hoteles El Presidente acaba de ser removido de su cargo derivado de una investigación en la que se corroboraron malos manejos por parte del ejecutivo. El escándalo aparentemente también alcanzaría a John McCarthy, socio de Ripol en diversas operaciones turísticas. Este último empuja un proyecto hotelero junto con el fondo Banyan Tree. Las irregularidades en “The Club at Presidente” fueron detectadas tras realizarse una serie de auditorías. Grupo Presidente que comanda Braulio Arzuaga incorporó este programa vacaciones a su división del Club en 2004. Hasta ahora había caminado sin contratiempos en beneficio de los clientes que al hospedarse en los Hoteles Presidente Intercontinental y otros afiliados reciben puntos. Como se imaginará ya hay acciones penales de la firma turística contra Ripol y otros involucrados, entre ellos varios ejecutivos. En el ínter ya se nombró como nuevo titular del programa vacacional a Daniel Camargo cuya encomienda es mantener el servicio sin modificación alguna y honrar todos los compromisos con sus miembros.

LA SEMANA PASADA los miembros de CANACAR que preside Rogelio Montemayor Moreneau y que dirige José Refugio Muñoz se reunieron con Yuridia Mascott subsecretaria de Transporte de SCT. El tema fue para analizar las acciones a implementar de cara al incumplimiento de EU en lo que hace al acceso al transporte mexicano conforme a lo pacto en el TLCAN. CANACAR ya reinició un arbitraje que ganó en esa instancia, en un proceso que camina conforme a los tiempos. El problema es que al interior del gobierno de Enrique Peña Nieto este es un tema que preferirían olvidar, sobre todo en algunas instancias. Aparentemente el ruido en torno a este asunto tiende a crecer. En la reunión también participaron funcionarios de Economía a cargo de Ildefonso Guajardo y de Presidencia.

LE PLATICABA DE las gestiones que realizan CANAINTEX que comanda Alfonso Juan Ayub y CANAIVE de Samuel Gershevich para apuntalar el entorno de la industria textil-confección. Esta semana se reunirán con NAFIN de Jacques Rogozinski y BANCOMEXT a cargo de Enrique de la Madrid para mejorar la parte de financiamiento. Pues fíjese que la Asociación de Almacenes Generales de Depósito (AAGEDE) que comanda Alberto Fernández Esquer también ha buscado con la SHCP y el SAT que comanda Aristóteles Núñez el que se restituya el permiso a ese gremio para realizar importación de textiles bajo el régimen de depósito fiscal. Las gestiones van por buen camino e incluyen también al calzado. La restricción se impuso con Felipe Calderón, esto para evitar la subvaluación y la evasión de impuestos. De hecho se habilitará un grupo para realizar pruebas piloto para que las almacenadoras coadyuven en la detección de lavado de dinero. Se lo paso al costo.

aguilaralberto@prodigy.net.mx



Comenta la Nota
PUBLICIDAD