aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Detrás de la Noticia | Ricardo Rocha

...y los siete enanos

Ricardo Rocha ha sido redactor, reportero, corresponsal de guerra, productor y conductor de programas.

En 1977 cubrió por dos meses la ...

Más de Ricardo Rocha



COLUMNAS ANTERIORES


Ver más columnas

Miércoles 08 de abril de 2015

Postulan payasos, deportistas y actores en decadencia. Sin ideología alguna, ni pudor, ni escrúpulos tampoco. Los que pueden se alían aquí con quienes son adversarios en el distrito o municipio vecino. Lo único que importa es mantener las “prerrogativas” que representan un botín insultante, proveniente de los bolsillos de los mexicanos cada vez más pobres. Han aprendido, corregido y aumentado las peores prácticas de los llamados tres grandes —PAN, PRI y PRD— y desarrollado sus propias mañas para hacer crecer el tamaño y la pestilencia de nuestro basurero democrático.

El ejemplo más vergonzante es el Partido Verde Ecologista, que además de las trampas propagandísticas de las semanas recientes arrastra una negra historia de complicidades, negocios y hasta crímenes. Aunque parezca increíble, nadie jamás le ha escuchado una sola frase inteligente a su heredero José Emilio González Martínez, al que en cambio se le vio muy achispado haciendo negocios en aquel video de la infamia. Pero ni 20 años de oprobio, de esta empresa familiar, han sido suficientes para acabar con ella. Y ahora menos, con la impunidad que le otorga la protección oficial por su servilismo al PRI. Este año recibirá 445 millones de pesos, que pagarán nuevas fiestas de 15 mil euros en los antros de moda en Europa.

El caso del Partido del Trabajo es el más acabado ejemplo de gatopardismo a la mexicana. Forjado en los años de militancias de izquierda, pronto se disfrazó con la piel del cordero de la lucha social para esconder a un lobo rapaz y oportunista, siempre en busca de canonjías, fueros y privilegios. Baste un vistazo a la trayectoria de su dirigente, Alberto Anaya, que ha brincado incesantemente de curul en curul durante un cuarto de siglo. Pero la mediocridad tiene un precio. Y lo más probable es que el PT no alcance el 3% de la votación y pierda su registro. Pero eso sí, compensado con 398 millones por tantos años de sacrificio democrático.

El caso de Movimiento Ciudadano es patético. Cuando apuntaba a una ingeniosa alternativa socialdemócrata y empezaba a ser reconocido como Convergencia, cambió absurdamente su nombre, deslavando su original color naranja con alianzas al mejor postor. También tiene propietario: Dante Delgado. Perderá su registro. Lo que no perdió son los 370 millones que se lleva.

Como estará el desastre en el Panal, que el SNTE retomó el control y ni su ex candidato presidencial ni su dirigente nacional alcanzaron candidaturas a diputados. También puede ser borrón, pero sin cuenta nueva, salvo sus 372 millones.

Los partidos Humanista y Encuentro Social son dos muy malos chistes. Sin historia, sin propósitos, sin convicciones, sin dirigencias, se irán como llegaron; pero eso sí, con 120 millones de pesos en las alforjas cada uno.

El gran animador del 7 de junio será Morena. Con un anticipable efecto Pacman, se está comiendo a mordiditas o a tarascadas a miles de simpatizantes de todos los partidos de izquierda. No sólo conservará su registro sino puede desplazar al Verde como cuarta fuerza y consolidar la campaña de doce años, por la presidencia de su dirigente Andrés Manuel López Obrador. Quien, sin embargo, deberá demostrar que Morena es un partido incluyente y no de un solo hombre.

Periodista.
ddn_rocha@hotmail.com



Comenta la Nota
PUBLICIDAD