aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Historias de reportero | Carlos Loret de Mola

Gobernador entre sombras

Nació en Mérida, Yucatán, México. Es Licenciado en Economía por el Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM) Es conductor del ...

Más de Carlos Loret de Mola



COLUMNAS ANTERIORES


Ver todas sus columnas

Miércoles 30 de octubre de 2013

En Michoacán circula un comentario cruel: recuerdan que el legendario músico Lou Reed también tuvo un trasplante de hígado y también salió expresando que se sentía “más grande y más fuerte” que nunca… murió cuatro meses después.

Lo cuentan con humor negro y jiribilla política: el recién reinstalado gobernador, el priísta Fausto Vallejo, de semblante aún sombrío, declaró que “me siento muy joven, muy fuerte” al retomar el cargo unos meses después de que le trasplantaron el hígado.

Tres días después de recuperar la silla, la violencia en Michoacán volvió a ser noticia nacional:

Grupos de Autodefensa decidieron ir a manifestarse a Apatzingán con el argumento de que la gente de ahí les pedía gestionar más seguridad ante el asedio del cártel de Los Caballeros Templarios. El Ejército y la Policía Federal les dieron autorización para marchar siempre y cuando lo hicieran desarmados. En la plaza central, presuntos integrantes del crimen organizado los recibieron a balazos. Imágenes han comprobado que simpatizantes de los grupos de autodefensa también iban armados, a pesar de la advertencia oficial.

Aparentemente en represalia por la coordinación de las fuerzas federales con las guardias comunitarias, criminales al parecer vinculados con Los Caballeros Templarios atacaron instalaciones de CFE y Pemex. ¿El saldo del fin de semana? Cinco cadáveres afuera de Apatzingán y versiones de que fueron hasta 23.

Entre los grupos en disputa existe también una guerra mediática: las autodefensas acusan a Los Templarios de haber estado coludidos con el gobernador interino, Jesús Reyna. Nunca se probó. Incluso dijeron que su esposa era pariente de la esposa de Servando Gómez Martínez, La Tuta, acusación que resultó ser falsa.

Los Templarios, que reprochan al gobierno proteger a las autodefensas, han alentado la versión de que los de Tepalcatepec (que fueron el fin de semana a Apatzingán, bastión templario) están financiados por el Cártel de Jalisco Nueva Generación, a través de un hermano de un ex presidente municipal de la localidad (procesado y detenido en el caso conocido como el michoacanazo). La acusación tampoco ha sido probada. Las autodefensas responden que obtienen financiamiento de paisanos que les mandan dinero desde Estados Unidos y de la confiscación de vehículos, armas y productos que realizan a sus rivales del crimen organizado.

El episodio pone de nuevo en entredicho la estrategia de seguridad del actual gobierno federal: presumieron que Michoacán se había calmado… y ahí está Apatzingán; presumieron que La Laguna se había calmado… y antier los empresarios organizaron un cierre masivo de actividades en protesta a la violencia desbordada; presumieron que las ejecuciones se habían calmado… pero los secuestros están oficialmente al alza.

SACIAMORBOS

Nunca tantos priístas habían expresado la misma opinión en un mismo día (ayer): estoy de acuerdo con tu columna. Lo revelador es que su título fue: “Por qué el PRI perderá la próxima elección” (¡Plop!).



PUBLICIDAD