aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Empresa | Alberto Barranco

¿Gol al duopolio cervecero?

Periodista, cronista de la Ciudad de México, hombre de letras y, al mismo, tiempo profesional de la economía. Analiza en la radio y en la pr ...

Más de Alberto Barranco



COLUMNAS ANTERIORES


Ver todas sus columnas
De acuerdo con la ruta crítica prevista, el mes próximo, casi tres años después de presentada, la Comisión Federal de Competencia desahogará una denuncia por supuesto desplazamiento indebido de mercado contra las dos principales empresas cerveceras del país
Lunes 11 de febrero de 2013

Aunque la querella planteada por la firma estadounidense SAB Miller, a la que se sumó la Asociación Cervecera Mexicana, se planteó en el 2010 contra el Grupo Modelo y las cerveceras Moctezuma y Cuauhtémoc del grupo Fomento Económico Mexicano, el pleito lo heredó la nueva dueña de éstas, es decir la firma Heineken.

El jaque, en cuyo tren, decíamos, se subirían las firmas de cerveza artesanal integradas al organismo, apunta a la cooptación de los eslabones de la cadena de distribución vía la firma de contratos de exclusividad para una u otra empresas.

La excepción a la regla la constituyen las cadenas de autoservicio. Sin embargo, pese a su magnitud de mercado, su acción apenas pinta en el segmento cervecero.

La mayor parte se vende en las tiendas de conveniencia cuya propiedad es de Femsa o del Grupo Modelo.

Estamos hablando de Extra y Oxxo, ante quienes no pasa ninguna cerveza ajena.

El obstáculo, cuya pertinencia lo hace aparecer como tradición arraigada en el escenario nacional, ha fracturado la posibilidad de penetración de los denunciantes.

Aunque SAB Miller llevaba al momento de abrirse el expediente 13 años de presencia de la zona fronteriza del país, sólo había podido coptar el 0.5% del mercado.

En el camino, las distribuidoras que se han logrado constituir con capital mexicano han naufragado una y otra vez ante la maraña de las redes del duopolio.

La fórmula tiene varios rostros.

Uno de ellos consiste en amarrar la fidelidad a la causa de una u otra firmas a las distribuidoras, vía la entrega de jugosos anticipos a cuenta de comisiones. Digamos que si alguien vende mil cajas a la semana se extrapola su ganancia a cinco años y se le adelanta la mitad, por más que a partir de entonces recibirá la mitad de las comisiones.

Desde otro ángulo, hete aquí que en ciudades como Mexicali, Baja California, limitada la entrega de licencias que expide el Ayuntamiento para venta al público con opción de consumo de cerveza en los locales, la cervecera Moctezuma acaparaba un número importante de éstas… para entregarlas a quienes se sumen a su causa.

Dicho con todas las letras, si alguien solicita un permiso a la autoridad, ésta lo remite a la empresa privada… cuya condición para otorgarlo es la exclusividad.

Más allá, las cerveceras artesanales exhibieron ante la instancia antimonopólica encabezada por Eduardo Pérez Motta copias de contratos que se obliga a firmar al comercio detallista para garantizar la oferta exclusiva de la gama de marcas de una y otra cerveceras a cambio de refrigeradores, pago de luz, pintura en las fachadas o toldos para el sol.

El escenario es idéntico al que denunciaron en su momento las firmas productoras de Sidral Mundet, Pepsi Cola y Big Cola en el mercado de bebidas gaseosas… que culminó con la imposición de una multa a 52 plantas productoras del refresco de cola… que hasta hoy no ha podido cubrirse ante una gama de recursos jurídicos de éstas.

El gran logro de la CFC fue comprometer a Femsa, de cara a la compra a su causa de Jugos Del Valle, a no cerrar la distribución de productos similares de otras marcas en sus centros de venta al público.

El caso es que si usted va a un restaurante, un estadio, una arena de box o la miscelánea de la esquina, le venden marcas de Modelo o de Heineken.

La paradoja del caso es que hace nueve años SAB Miller había logrado doblegar al duopolio con una resolución favorable a su causa… que sería revocada vía un recurso de reconsideración planteado por las firmas establecidas en el país.

Según ello, la instancia no había tomado en cuenta para ubicar el mercado relevante a las bebidas con contenido similar de alcohol, es decir las mezcladas... por más que éstas representan una fracción mínima del mercado.

El final del episodio está muy cerca.

Balance General

Criticado acremente por los panistas durante décadas el excesivo endeudamiento de los gobiernos priístas, con énfasis en los periodos echeverrista y lopezportillista, hete aquí que el nivel del débito público alcanzó al fin del pasado sexenio un inaudito monto de 5.9 billones de pesos.

La cifra equivale al 35.8% del Producto Interno Bruto.

Solamente en el último año del gobierno anterior se contrataron deudas por 439 mil 975 millones de pesos.

El problema se hace mayor si se consideran los colosales faltantes de recursos que arrastra el gobierno en sus programas de jubilaciones y pensiones.

El peligro se ubica lo mismo de cara a los trabajadores del Seguro Social, los afiliados al ISSSTE, Pemex, la Comisión Federal de Electricidad, los bancos de desarrollo, las universidades públicas y los gobiernos municipales.

Chatarra a granel

Abierta en el gobierno foxista la llave, en los últimos siete años han ingresado al país siete millones de autos usados provenientes de Estados Unidos, la mayoría en condición de chatarra, afectando no sólo el mercado sino el medio ambiente.

De millón por año, por más que el pasado sólo llegaron 458 mil.

La posibilidad, en el marco de la promesa de que todo mundo tendría una carcachita y un changarro, la permitió la apertura de la frontera vía un Decreto Presidencial que le enmendaba la plana al Decreto Automotriz.

Este fue refrendado por el gobierno calderonista aunque en términos menos laxos, lo que sin embargo abrió la posibilidad de solicitar amparos.

Crece Mexichem

Pendiente aún la presentación de una controversia constitucional promovida por la fracción legislativa perredista por la aprobación de su alianza con Pemex Petroquímica para crear una planta productora de cloruro de etileno en el complejo petroquímico de “Pajaritos”, Mexichem sigue su vertiginosa expansión.

La firma encabezada por Antonio Del Valle está en vías de lograr una alianza estratégica con la empresa estadounidense Oxy Chemicals para potenciar su negocio de PVC en la costa del Golfo de México.

Además, se analizan alianzas estratégicas en Sudamérica, con énfasis en Brasil, cuyas empresas están vendiendo activos para producir PVC.

La alianza con Oxy permitirá crear un cracker basado en etileno para producir 500 mil toneladas de éste por año que aprovecharía la firma estadounidense en un complejo industrial en Ingleside, Texas.



PUBLICIDAD